Estudio de Enfermedades Infecciosas

Prueba de VIH

¿Qué es el VIH?

Las siglas VIH han referencia al virus de la inmunodeficiencia humana, un virus que ataca al sistema inmunitario del cuerpo. Si no se trata, puede causar SIDA (síndrome de inmunodeficiencia adquirida).

El VIH se transmite comúnmente mediante relaciones sexuales sin protección, pero también se puede transmitir a través de contacto de sangre con una persona infectada y de madre a bebé durante el embarazo, parto o lactancia.

Actualmente el VIH no tiene cura eficaz y por tanto, una vez contraído, se tiene la infección de por vida. De todos modos, se puede tener una vida larga y saludable y proteger a las parejas mediante un tratamiento eficaz. Cuando los pacientes que están infectados por el VIH no reciben el tratamiento, la infección generalmente tiende a pasar por tres fases de progresión:

  1. Infección aguda por el VIH.
    Esta fase es la que ocurre al principio de la infección. Las personas tienen concentraciones del VIH elevadas en sangre y eso provoca que sean muy contagiosas. En esta fase es muy común que se desarrollen síntomas.

  2. Infección crónica por el VIH
    Durante esa fase el virus sigue activo pero se reproduce a niveles muy bajos, cosa que provoca que el paciente no presente ningún síntoma. Esta fase puede durar hasta una década si no se toman fármacos específicos. Al final de esta fase, aumenta la carga viral del virus en el organismo y la infección progresa a la fase 3.

  3. Síndrome de la inmunodeficiencia adquirida (SIDA)
    Hay personas que al ser tratadas nunca llegan a esta fase, la cual es la más grave de la infección por el VIH. En esta fase, las personas tienen el sistema inmunitario tan dañado que empiezan a tener cada vez más cantidad de infecciones oportunistas. Actualmente, con los avances farmacológicos, la progresión a la fase tres es poco común.

La esperanza de vida en personas con SIDA sin tratar es muy baja, aproximadamente de 3 años. A día de hoy se identifican dos serotipos del virus; el VIH-1 i el VIH-2, ambos se diferencian por sus genomas ya que proceden de orígenes distintos. La forma de actuación en el organismo es la misma en los dos serotipos, atacan el sistema inmune debilitándolo frente a agresiones externas. Funcionalmente, la diferencia más importante es que la carga viral de VIH-2 en el organismo es menor por lo que el virus evoluciona más lentamente, la enfermedad que origina es menos agresiva y la posibilidad de difusión más reducida. El VIH-1 es el responsable de la epidemia mundial SIDA, mientras que el VIH-2 es endémico de África Occidental.

Tanto VIH-1 como VIH-2 se transmiten de la misma manera aunque la transmisión de VIH-2 por vía sexual es aproximadamente 5 veces menor que el VIH-1.

Tipos de pruebas

Las pruebas de detección del VIH determinan si una persona tiene el virus de la inmunodeficiencia humana. Ninguna prueba puede determinar cuánto tiempo hace que se ha producido la infección. Además, existe un periodo de tiempo llamado ventana en el que no es posible detectar con ninguna prueba la infección por VIH, este período es el tiempo que transcurre entre el momento de la posible exposición al VIH y el momento en que permite su detección.

Cuando se da la infección por VIH, el organismo genera un tipo de antígeno llamado p24 incluso antes de la producción de anticuerpos. Este antígeno p24 al igual que los anticuerpos, pueden ser detectados mediante pruebas.

  • Prueba de anticuerpos. 
    Consiste en la detección de anticuerpos contra el VIH-1 y VIH-2 en sangre mediante técnica de enzimoinmunoanálisis. Los anticuerpos son las proteínas que ayudan a combatir la enfermedad y son producidas por el organismo en respuesta la infección por VIH. Es importante tener en cuenta que la sensibilidad de la prueba se ve afectada por el periodo ventana ya que en la mayoría de casos la seroconversión no se produce hasta las 4 semanas desde el contacto con VIH (en algunos casos incluso en meses) y la posibilidad de personas seronegativas por causas inmunológicas pero que si están infectados por VIH.
    Es la prueba que más habitualmente se utiliza para la detección del VIH.
    En caso de resultado positivo es importante la comprobación mediante técnica de inmunoblotting.
  • Prueba de anticuerpos (confirmación)
    Permite la detección de anticuerpos frente a los antígenos: p31, p24 y p17 (HIV 1+ 2) (proteínas recombinantes), y las glicoproteínas sgp 105 y gp36 (HIV-2) (péptidos sintéticos) en sangre venosa. La técnica utilizada es inmunoblotting, la más comúnmente usada en la actualidad para la confirmación de la infección por VIH.
  • Cuantificación de ARN de VIH-1 y VIH-2.
    Permite la cuantificación de la carga viral del virus VIH-1 o VIH-2 mediante una reacción en cadena de la polimerasa en tiempo real (RT-PCR). Es la técnica más sensible por excelencia actualmente ya que permite detectar el virus cuando éste se encuentra a muy bajas concentraciones. Además, la detección es mucho más temprana que en las otras técnicas, permitiendo realizar el análisis en personas que han tenido la exposición al VIH de 10 a 33 días anteriores, aproximadamente.

Fiabilidad de los resultados

La fiabilidad de los resultados es muy relativa y variable en función de cada caso particular dado que cada persona tiene un período ventana determinado. Es importante la elección del tipo de prueba así como el tiempo que ha transcurrido desde el posible contagio.

Si se realiza la prueba del VIH después de una posible exposición y el resultado es negativo, es importante que vuelva a hacérsela después del período ventana.

La RT-PCR o la prueba confirmatoria mediante inmunoblotting son más fiable que los demás métodos.

¿Dónde realizar el test?

La prueba se puede realizar de lunes a viernes de 8h a 13h en cualquiera de nuestros centros ubicados en toda la provincia de Tarragona (Será necesario concretar los centros cuando sepamos…decidir cuales ponemos y como..). En el laboratorio Anàlisis Lab situado en Camí de l’aleixar n40 (Reus) también se puede realizar por las tardes y los sábados. 

Riesgos de la prueba

La muestra requerida para realizar cualquier prueba del VIH es sangre extraída a través de una punción venosa. Los posibles riesgos asociados a la extracción son leves: sangrado excesivo, desmayo o mareo, hematoma o muy raramente infección.

¿Cómo leer los resultados?

En todos nuestros informes se informa de los valores de referencia para que pueda interpretar sin ningún problema el resultado obtenido.

Precios

  • Antígeno P24 y Anticuerpos anti VIH [1+2] en suero: 15€
  • HIV-1 anticuerpos (confirmación) en suero: 60€
  • HIV-2 anticuerpos (confirmación) en suero: 60€
  • HIV-1 ARN Viral [Cuantificación] en plasma (PCR): 90€
  • HIV-2 ARN Viral [Cuantificación] en plasma (PCR): 90€

Preguntas frecuentes:

El test rápido de VIH es una prueba rápida de detección del VIH de auto diagnóstico que se comercializa en farmacias. Este test de detección permite realizar la prueba de forma particular con sangre obtenida del pinchazo en un dedo. 

Actualmente existen dos tipos de test rápidos, los que detectan la producción de anticuerpos y los de cuarta generación, que detectan además de los anticuerpos, el antígeno p24 del VIH-1. En el primer caso, el test debe realizarse al menos tres meses después de la posible infección mientras que los de cuarta generación tienen un periodo ventana algo inferior.

En ambos casos, el test rápido de VIH es el método menos fiable que existe actualmente y tal y como se especifica en todos los prospectos es imperativo que un resultado positivo sea confirmado por otros métodos más sensibles como Western Blot, ELISA o PCR, realizado en un centro médico especializado.

La detección del VIH es totalmente dependiente del periodo ventana de cada persona, que es el tiempo que transcurre entre el posible contagio y la detección del virus en sangre. Generalmente este período suele oscilar entre 3 y 4 semanas pero puede llegar a demorarse hasta 3 meses.

Sin realizarse ninguna prueba del VIH es imposible saber si está infectado por el virus.

La fiabilidad depende del tipo de prueba y del momento en que se realice. Generalmente la prueba RT-PCR es fiable entre los 10-33 días después de la exposición, la prueba de antígenos y anticuerpos a partir de los 18 a 45 días y las de anticuerpos de 23 a 90 días aproximadamente. 

En caso de contacto de alto riesgo, aunque el resultado de la prueba inicial sea negativo, es conveniente volver a realizarla una vez pasado el periodo ventana.

Reserva tu cita Online para una prueba de VIH

en Reus

Puedes Reservar tu cita Online en Reus para la realización de una prueba de VIH mediante el siguiente formulario de forma rápida y segura.

Consulta el horario de los otros centros de extracción aquí

Septiembre 2022

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30

Septiembre 28, 2022 - Miércoles

Septiembre 29, 2022 - Jueves

Septiembre 30, 2022 - Viernes

* Times are in Europe/Madrid
Consentimiento*
Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

¿Necesitas más información?

Contacta con nosotros y responderemos todas tus inquietudes.

Rellena el formulario para reservar tu cita de enfermedades infecciosas